Todo el mundo sabe que no es necesario llamar a la lluvia en Lugo, pero aún así decidimos fabricar un Rainstick. Fue la ocasión perfecta para practicar el vocabulario sobre el tiempo atmosférico, tema de conversación tan socorrido en tantas ocasiones… y por supuesto queremos hacerlo bien en inglés.

rainstick